JUSTICIA: UN CONCORDIENSE EN EL CENTRO DE LAS CRÍTICAS

Duro reproche al Defensor General, el concordiense Maximiliano Benítez.

El abogado Ramiro Pereira, patrocinante de un amparo en la Justicia contra el Instituto Obra Social de la Provincia de Entre Ríos (Iosper) en una disputa por la falta de pago de reintegros a afiliados con discapacidad, reaccionó con dureza hacia el Defensor General de la Provincia, por su postura contraria a su defendido.

Fue después del fallo que firmó en mayoría el Superior Tribunal de Justicia –con la disidencia del presidente entrante, Martín Carbonell-, que le dio la razón a un afiliado al Instituto Obra Social de la Provincia de Entre Ríos (Iosper) en su reclamo para que le liquide en forma perentoria importes adeudados en concepto de reintegro, con un dictamen contrario del Defensor General de la Provincia, Maximiliano Benítez.

«A su turno, dictamina el Defensor General de la Provincia, Dr. Maximiliano F. Benitez, entendiendo que la obra social ha actuado razonablemente, no observando arbitrariedad en su accionar, por lo cual concluye que se confirme el fallo puesto en crisis -dice la resolución del STJ, y agrega:- Por su parte, el Procurador General de la Provincia de Entre Ríos, Dr. Jorge A. L. García, opina en igual sentido», señala el fallo del máximo tribunal.

Enterado de ese pronunciamiento que tuvo el Defensor General en esa causa, y en otras con pronunciamientos de igual tenor, el abogado Pereira se expresó de modo muy crítico. «Lo que diga el Procurador García me tiene sin cuidado en estos temas.

En todo caso, habría que preguntarle qué va a hacer con las causas por corrupción del exgobernador Urribarri -ironizó el letrado, y apuntó:-. «Lo que me preocupa es la falta de entendimiento de cuestiones básicas por parte de magistrados que actúan en primera instancia –María Alejandra Abud, y Guillermo Bonabotta, en fallos en los que actuó el defensor Pereira, NdelR-. Me alegra que la mayoría del Superior Tribunal haya entendido que el reclamo es una cuestión de salud, no de dinero. Pero en todo caso, toda cobertura de salud termina siendo una cuestión de dinero».

Luego, apuntó hacia el Defensor: «Lo que me asombra es la postura sistemática del Defensor General, y que se viene alineando de manera acrítica, en dictámenes parecidos, casi unos formularios, a posturas casi fiscalistas. Me asombra y me preocupa muchísimo. y creo necesario hacer una crítica política. Lo político siempre se asocia a lo partidario. Y acá hablo de política judicial. El Iosper está destrozando el sistema de reintegros. Si paga los reintegros a los 30 días, es entendible. Pero si lo hace a los 60, 90 po 120 días, ¿quién puede aguantar? ¿Qué familia entrerriana puede aguantar pagando prestaciones de su sueldo. Es una cuestión de sentido común».

En ese orden de ideas, aseguró que «son preocupantes» los dictámenes de Benítez. Y enseguida celebró «que haya magistrados en este caso como Giorgio, que ha tenido posturas muy progresistas, acompañado por Carubia y Carlomagno. Pero estas son mayorías relativas. En materia de amparo, antes entendía la Sala Penal del Superior Tribunal de Justicia. Ahora, intervienen 5 de los 9 vocales. Pero no siempre son los mismos. Se sortean. Ahora hubo un fallo a favor de los afiliados. Pero mañana no sabemos qué puede pasar».

Pereira reprochó también el voto del designado presidente del STJ, Martín Carbonell, que votó en contra de la pretensión del afiliado del Iosper. «Creo que es muy grave ese voto», afirmó.

Durante una entrevista con el programa Informales de Radio Costa Paraná 88.1, Pereira se centró particularmente en el Defensor General, sin embargo.

«Le dediqué unas lineas al Defensor General, que sé que tiene afinidad con el justicialismo. Y le recordé una frase muy conocida de Eva Perón, que decía que ´donde hay una necesidad, hay un derecho´. Se la quería recordar a este señor, para que si por el Derecho no le entra, que le entre por el lado de la sensibilidad. Son cosas obvias. Si hay una persona que asiste a un discapacitado, como puede ser un cuidador domiciliario, esa persona necesita cobrar eso. Necesita su sueldo por el trabajo que hace. No quiero entrar en la demagogia de hablar de los sueldos de los magistrados. Estoy lejos de eso. Sí creo que tiene que haber un entendimiento más cabal de cuáles son sus funciones. Censuro la actitud regalona hacia el poder que tiene el Defensor General», opinó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *