Inicio Nacional EL PARLAMENTO Y CASI SIN OPOSICIÓN, TRATA LA RENEGOCIACIÓN DE LA DEUDA

EL PARLAMENTO Y CASI SIN OPOSICIÓN, TRATA LA RENEGOCIACIÓN DE LA DEUDA

70

Con un debate rápido y apoyo opositor, el Gobierno convertirá en ley el proyecto de renegociación de la deuda

El Senado tratará desde las 10 el proyecto elaborado por el ministro Martín Guzmán. Juntos por el Cambio pidió precisiones sobre el Presupuesto y dio su aval en comisión. -Analia Argento-

Dos horas duró la reunión de comisión de Presupuesto y Hacienda en la que los senadores del oficialismo y la oposición aprobaron el dictamen para que la ley que el proyecto de sostenibilidad de la deuda pública externa se convierta en ley en el transcurso de esta tarde. El trámite parlamentario fue casi exprés. La semana pasada hubo reunión de comisiones en Diputados el martes y el miércoles siete horas de debate en el recinto para que se votara la media sanción con amplio respaldo opositor. Excepto dos votos en contra de la izquierda y la abstención de un socialista, el Frente de Todos logró el aval del peronismo que representa a algunos gobernadores y principalmente el de Juntos por el Cambio. El acuerdo se replicará hoy en la cámara Alta.

La sesión fue convocada por la senadora de Santiago del Estero, Claudia Ledesma Abdala quien como presidenta provisional estará al frente del debate. Cristina Fernández de Kirchner está a cargo del Ejecutivo mientras Alberto Fernández se encuentra de gira en Europa.

El acuerdo que posibilita el tránsito sin sobresaltos del proyecto elaborado por el ministro de Hacienda Martín Guzmán lo negociaron Sergio Massa como presidente de Diputados y Máximo Kirchner como jefe del bloque oficialista con el jefe del interbloque de Juntos por el Cambio, Mario Negri; el presidente de la UCR, Alfredo Cornejo; el diputado del PRO y vice de la Cámara Alvaro González; el presidente de la Coalición Cívica, Maximiliano Ferraro; el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta; y los gobernadores Gerardo Morales, Rodolfo Suárez y Gustavo Valdéz. Para terminar de convencerlos el jefe de gabinete Santiago Cafiero y el ministro del Interior, Eduardo ‘Wado’ de Pedro, se sumaron a las conversaciones y acordaron ayudar a las provincias en las negociaciones por sus respectivas deudas. Habrá para ello una mesa de trabajo entre el Parlamento, las provincias y el Gobierno y se sumarán los representantes de otras provincias por pedido de sus diputados. Municipios como Río Cuarto y Córdoba Capital, son algunos de los que necesitan también sentarse en esa mesa.

Producto de ese acuerdo la ley tuvo 224 votos en Diputados y aval en la comisión de Presupuesto y Hacienda del Senado que preside el cordobés Carlos Caserio. Hoy necesitan los dos tercios de los votos por la rapidez en que se trata. Tal vez el resultado sea un apoyo unánime ya que a pesar de algunas preguntas y cuestionamientos (como conocer el Presupuesto 2020 o cuál será la propuesta argentina a los acreedores), no hubo oposición en el debate en comisión.

Si hubo algunos pedidos de precisiones a los funcionarios que el Gobierno envió en su representación al debate: el subsecretario legal del Ministerio de Economía, Cristian Dellepiane; y el subsecretario de Relaciones Institucionales de esa cartera, Rodrigo Ruete.

Dellepiane explicitó la necesidad de un fuerte respaldo político como mensaje a los acreedores. “Se buscaba el consenso y la publicidad que está teniendo este proyecto para, de cara a una negociación, tener la norma con mayor rango legal posible. Y que en la negociación se encuentre con esta herramienta jurídica que es sumamente importante, como un respaldo y una muestra para una política de Estado más que una mera política de gobierno”.

Precisamente la ley es un marco legal para la negociación, un paraguas bajo el cual debe conversarse, pero no establece cuál será la propuesta de Argentina.

Como lo habían hecho distintos representantes de Juntos por el Cambio en Diputados (hasta Elisa Carrió), el radical y jefe del interbloque Juntos por el Cambio, Luis Naidenoff, justificó el voto a favor como “gesto político que necesita la Argentina en este momento”. Y pidió conocer los plazos de envío del Presupuesto que el Ejecutivo demora expresamente hasta después de presentar su propuesta a los acreedores.

Una de las voces más fuertes oídas en comisión y que defenderá la ley en el recinto fue la del presidente del bloque Frente de Todos, José Mayans, quien habló de “una emergencia”. Agradeció como lo hicieron Máximo Kirchner y Sergio Massa en el debate de la semana pasada la colaboración opositora. “La certeza que necesita el país es saber cuántos bonistas que están bajo legislación extranjera están dispuestos a canjear su bono”, argumentó el senador de Formosa.

Otro de los pedidos de la oposición, a los que accedió el Frente de Todos, fue la conformación de la Bicameral de la Deuda. Se constituirá, prometieron, en 15 días aunque ya debatían unos y otros sobre las responsabilidades que a cada fuerza política le cabe sobre la deuda.

Además de Caserio, por el Frente de Todos participaron de la resión de comisión el santafecino Roberto Mirabella (asumió en reemplazo del flamante gobernador Omar Perotti); Jorge Taiana (reemplazó a Cristina Fernández tras ser electa como vicepresidenta); el misionero Maurice Closs y, entre otros, el sanjuanino Rubén Uñac. También estuvo el puntano Adolfo Rodríguez Saá y por Juntos por el Cambio Esteban Bullrich que pasó de presidente de la comisión o vicepresidente tras el cambio de poder. Otros senadores opositores fueron la tucumana Silvia Elías de Pérez, el riojano Julio Martínez; y el puntano y ex gobernador Claudio Poggi.

El proyecto, tras unas pocas modificaciones hechas en Diputados, declara “prioritaria” la restauración de la sostenibilidad de la deuda pública externa. Incluye en su articulado los bonos emitidos en los canjes de 2005 y 2010 y los títulos públicos emitidos desde el año 2016, la mayoría con jurisdicción neoyorkina.