NACIONAL

Published on abril 8th, 2018 | by concordia7

0

PERONISMO: “ENTRE DOS ORILLAS”

Gobernadores y Pichetto tratan de dejar atrás el liderazgo de CFK. La necesidad de los intendentes. -Daniel Bilotta-

El peronismo está atrapado en el dilema de Cristina Fernández de Kirchner, cómoda en la situación de inquietud que provoca su vigencia electoral en la provincia de Buenos Aires a los gobernadores del PJ, pero también a la gestión de Cambiemos.

Problema hasta ahora irresoluble para el éxito del retaceo al protagonismo de la ex presidenta que promueven.

Cristina aspira a ser una variable electoral en 2019, ajena al control de esas fuerzas. Pero también a los acuerdos que pretenden alcanzar para darse garantías mutuas de gobernabilidad, en un tránsito delicado hacia una economía de mayor integración internacional desde uno de los sistemas más cerrados del planeta.

Luis Caputo sinceró esa tensión con el informe a la comisión bicameral de Seguimiento de la Deuda Externa esta semana. La financiación del déficit por esa vía es insostenible en el tiempo.

EL EPISODIO DE LA MISIVA CON GABRIELA CERRUTI LE DIO A JOSÉ MAYANS LA EXCUSA PARA CERRAR LA SESIÓN Y CUMPLIR EL COMPROMISO DE GILDO INSFRÁN CON MAURICIO MACRI. UNA EXPOSICIÓN SIN SOBRESALTOS PARA EL MINISTRO DE FINANZAS.

Mayans es senador nacional por Formosa desde 2001 y responde al jefe del bloque del PJ, Miguel Angel Pichetto. El Presidente se reunió en esa provincia, el 14 de marzo, con el gobernador Gildo Insfrán. Formosa tiene uno de los más altos índices de empleo público, combinado con una baja perspectiva de desarrollo. Pichetto es el puente de Insfrán con los gobernadores del PJ que intentan dar por superado el liderazgo político de CFK.
El plan choca con un obstáculo. Los intendentes del GBA no coinciden en los plazos para ejecutarlo. Dependen de Cristina más de lo que están dispuestos a admitir para retener el poder en sus municipios el año que viene, cuando María Eugenia Vidal vaya por su reelección con las transformaciones de su gestión por eje de campaña.
No solo porque la consigna de lucha contra las mafias podría rozarlos, como temen algunos de ellos. Hay un dato que maneja en reserva el gobierno bonaerense que podría darles la razón desde otra perspectiva. Las obras públicas realizadas donde los municipios de Cambiemos limitan con los del PJ mejoran la intención de voto de los candidatos oficialistas en territorio de la oposición.

Asimetrías. Las efectuadas en Morón favorecen a los de Cambiemos en La Matanza, donde limita con ese distrito, con un incremento de entre el 10% y el 12%. La tendencia es similar en San Martín y Hurlingham donde bordean Tres de Febrero. Pero lo que ocurre en el norte y el oeste del Conurbano no se repite de forma automática en el sur. La proyección de Lanús hacia Lomas de Zamora se reduce al 2%.
Pese a las asimetrías, la estadística les pone racionalidad a ciertos comportamientos. Como la adhesión incondicional a CFK de Verónica Magario o las cavilaciones de Martín Insaurralde. La intendenta de La Matanza querría ser candidata a vicegobernadora. La desconfianza en una victoria sobre Vidal la demora a competir por esa posición con Fernando Gray, otro aspirante. El de Esteban Echeverría mantiene una intención de voto que supera a Cambiemos en apenas 3% en los sondeos de esa coalición.
En Semana Santa, el municipio de Lomas de Zamora clausuró No Me Olvides por “ruidos molestos”. Propiedad de Santiago Carreras y situado en el exclusivo barrio Las Lomitas, el centro cultural funciona como espacio musical desde hace seis años. Carreras es senador provincial de La Cámpora y elegido por Máximo Kirchner para competir contra el intendente si el PJ y Unidad Ciudadana no alcanzan un acuerdo electoral.
Con ese clima, el PJ bonaerense resolvió no asistir al encuentro de Gualeguaychú de Pichetto y Diego Bossio. En la decisión de su titular, Gustavo Menéndez, no influyó la invitación cursada por los organizadores al Frente Renovador de Sergio Massa, que persigue una alianza parlamentaria con el bloque de diputados de Argentina Federal en el Congreso.
Massa envió allí parte de su C-4. Irónica alusión a quienes se verticalizan sin debate a la jefatura de Graciela Camaño en el bloque de diputados de Massa: Cecilia Moreau, Marco Lavagna, Alejandro Grandinetti y Raúl Pérez. También asistieron algunos intendentes. Sandra Mayol (Monte), Alexis Guerrera (General Pinto) y Germán De Césare (Miramar)
Mayol y Guerrera responden a Massa. De Césare está en la situación de Javier Osuna (General Las Heras) y Guillermo Britos (Chivilcoy). Cambiemos los instó a permanecer con Massa para no precipitar su derrumbe. Algo de eso se huele en La Matanza. Su bloque de concejales quedó partido: de un lado los tres afines a Cambiemos y en soledad, Fernando Asencio.
El acuerdo de Massa con Pichetto se basa en el alejamiento definitivo del kirchnerismo. También lo pretenden los gobernadores liderados por el de Córdoba, Juan Schiaretti: el resultado electoral en su provincia lo obliga a un acercamiento con Cambiemos. Pero no precisamente el que ensaya Pichetto. Más interesado en concretar uno relacionado a los organismos de control. Los gobernadores no lo objetarán pero tal vez no lo alienten con entusiasmo. Tampoco los intendentes del PJ, más preocupados por incidir en los de la provincia de Buenos Aires. Acaban de imponerle a Cristina una decisión contra su voluntad. Ligado a Gustavo Menéndez, el senador provincial Gustavo Soos los representará en el Consejo de la Magistratura. La ex presidenta quería a Sergio Berni en ese lugar.


About the Author



Comments are closed.

Back to Top ↑