“CAMBIEMOS”…PARA QUE NADA CAMBIE

Facebook
Follow by Email
Google+
http://concordia7.com/cambiemospara-que-nada-cambie/
Twitter

El PRO, mas precisamente el “macrismo”, que no son lo mismo, comienza a transparentar el verdadero esquema de poder, en la misma proporción en que se aísla, algo que suele pasar cuando no se plasma desarrollo territorial político. (J.M.H.)

Todo indica que MM ya decidió, si es que alguna vez tuvo dudas, como enfrentar las elecciones presidenciales. Ganar a cualquier precio, sentando a la mesa de “aliados” a quien mida mejor, pero dejando afuera a todos de la mesa chica de decisiones, que hoy se reduce a tres, MM, PEÑA Y DURÁN BARBA.

Las últimas encuestas marcan hasta un alerta rojo en resultados a M. E. Vidal, solo la capital parece blindada, sin embargo, MM no escucha a los responsables distritales de ambos enclaves, las decisiones de toda índole, son prueba de ello.

Con el ala política del PRO, mirando desde afuera, ni hablar del resto de los integrantes de CAMBIEMOS por fuera del color amarillo, todo se reduce a la “lectura” política de Peña, tomando como premisa los ejes marketineros duranbarbistas, los cuales solo se asientan en MM Presidente, el resto que reviente.

Neuquén, en estos momentos terminando de votar gobernador, es la prueba palmaria de esta práctica política puesta en marcha, una vez más, solo se trata de apostar a ganador, no importa CAMBIEMOS, no importan los aliados y las consecuencias sobre ellos, solo ganar, o “apoyar” al que gana.

MM dinamitó literalmente CAMBIEMOS desde el momento en que desconoció su propio candidato, el radical “Pechi” Quiroga, intendente de la capital provincial, quien se mantenía dentro de los márgenes de error de las encuestas, hasta que MM decidió el apoyo al candidato del MPN, Gutierrez, ante el pánico escenico, y desconociendo la provincia, que gane el bastión económico de “VACA MUERTA” EL KIRCHNERISMO.

Este apoyo al MPN es casi el certificado de defunción de CAMBIEMOS, tanto en su contenido, como en su constitución como coalición, mas allá de una victoria “ajena” que se vivirá como propia, pero es el comienzo de derrotas futuras.

CAMBIEMOS, juró llegar para cambiar la política argentina, diferenciandose de lo que ellos mismos llamaron y llaman la “VIEJA POLÍTICA”, nada de esto pasó en lo que va de gobierno nacional, por el contrario, privilegiando una supuesta “construcción” de gobernabilidad, se avanzó en alianzas parlamentarias, en prebendas a gobernadores, en una permanente invisibilización de sus aliados, fundamentalmente la UCR, con estructura nacional y anclaje en todos los pueblos del interior.

El MPN representa lo peor de la política desde hace 50 años, de construcción feudal, acomodaticio de cualquier gobierno de turno, incluida y fuertemente la dictadura, con cooptación de dirigentes gremiales millonarios, como Pereira de petroleros, persecución a opositores, escándalos cuasi mafiosos como los ocurridos con el hoy “demócrata cristiano” Sobisch, otrora jefe feudal indiscutido del MPN.

En Córdoba, el aquelarre es de proporciones, MM ahora quiere que se baje su candidato, Mario Negri, primero en las encuestas, con candidatos PRO en su lista, para dejar al conservador Mestre como único candidato, con tal de que el “marketing” duranbarbiano pueda mostrar “unidad”.

En el resto de las provincias, Frigerio, que anda bien para bombero itinerante, pero no le alcanza para ser escuchado por la trilogía gubernamental, se van “persuadiendo” a propios y extraños, de ir con listas propias a cualquier costo, mientras se consolidan alianzas “estratégicas” con los gobernadores, mas allá de su signo político contrario, en su mayoría PJ, que estiran acuerdos, mientras la caja nacional siga mostrando que aún queda algo en el fondo de la olla.

En definitiva, MM compra ciertas y relativas “calmas” presentes, que le regalen algo de oxígeno hasta octubre, sin importar el precio final, ni las consecuencias a futuro, si es que el electorado apuesta al sacrificio, sin saber del futuro, pero espantando al “CUCO” y su regreso, que ni siquiera adivina si tendrá, perfume de mujer en tribunales, o de exministro de economía devenido en síntesis de “pos-grieta” futurista….pero con casi 80 años y pasos por distintos gobiernos de distinto pelaje y color.

Los pueblos no se suicidan, la trilogía MM, PEÑA Y DURÁN BARBA, debería incorporar esta frase dentro de sus relevamientos de focus group express, no vaya a ser que intentando ir por lana, se encuentren en pleno noviembre totalmente esquilados.

Facebook
Follow by Email
Google+
http://concordia7.com/cambiemospara-que-nada-cambie/
Twitter